Llame al 983 373 680  o contacte con nosotros a través de efcl@efcl.es

Compartir la noticia en :

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on google

EFCL EXIGE MEDIDAS URGENTES PARA LA FINALIZACIÓN DE LA HUELGA DE TRANSPORTES

Empresa Familiar de Castilla y León ha solicitado la adopción de medidas urgentes que pongan fin a la huelga de transporte para evitar que un gran número de empresas afectadas por este paro tengan que cesar en su actividad de modo obligatorio en los próximos días en el caso de que la situación persista.

En un comunicado, EFCL pide también el cese inmediato de la violencia y las coacciones de los piquetes violentos hacia el sector del transporte, para permitir que sigan trabajando a aquellos transportistas que así lo decidan.

Según destacan los empresarios familiares, las empresas de Castilla y León se encuentran en un momento muy tensionado tras la crisis sanitaria, seguida de la falta de suministros, inflación y la alarmante subida del coste de la energía.

Alertan que además se están produciendo tensiones muy fuertes de tesorería por incrementos de producción que no se pueden vender y que también están generando subidas de costes, debido a la falta de espacio físico para almacenar esta mercancía.

EFCL comprende la posición de los transportistas dada la situación límite que viven debido a los sobrecostes del combustible, pero expresa su rechazo a la violencia de los piquetes.

Por ello, y ante las graves consecuencias que está causando la huelga del sector del transporte a empresas y ciudadanos, la asociación reclama las siguientes medidas:

  • Reducción inmediata de los impuestos vinculados a los costes energéticos (luz, gas, combustible).
  • Desvincular el gas del actual sistema del “pool” energético e incentivar los sistemas de autoconsumo.
  • Habilitar líneas de financiación específicas (por ejemplo, a través de ICO, según se hizo al inicio de la pandemia).
  • Visión de estado y gestión de los altercados de manera global en toda España, protegiendo el derecho a trabajar de las personas que así lo deseen.
  • Seguridad de las Fuerzas y Cuerpos del Estado en los puntos críticos de estos actos vandálicos (centros de transporte, principales arterias de comunicación, polígonos, etc.).